A propósito del arresto del director de FMI

Enviado por El Editor el Dom, 22/05/2011 - 13:00.

Con seguridad que la noticia dio la vuelta al mundo, y no era para menos, pues se trataba del francés Dominique Strauss-Kahn, quien desde el 28 de septiembre de 2007, se desempeñaba como Director del Fondo Monetario Internacional (FMI). Todo un organismo multinacional que forma parte de los organismos especializados de las Naciones Unidas (ONU).

Aunque quizá este episodio pueda parecer anecdótico –sin dejar de censurarlo- es bueno retrotraerlo a nuestra memoria, en función de la coyuntura política por la que estamos atravesando. Tanto más, desde que uno de nuestros candidatos, se ha dado el trabajo de traer nada menos que al republicano Rudolph Giuliani, ex – Alcalde de Nueva York, y presidente  ejecutivo de "Giuliani Partners LLC", una compañía consultora de seguridad que fundó en 2002, y presentarlo como propuesta política para combatir la delincuencia y para asesorarse en temas de seguridad ciudadana.

Tanto más, desde que uno de nuestros candidatos, se ha dado el trabajo de traer nada menos que al republicano Rudolph Giuliani, ex – Alcalde de Nueva York, y presidente  ejecutivo de "Giuliani Partners LLC",  

 
Aquí, en La Piedra en el Zapato, queremos ensayar una reflexión sobre el tema. No vamos a discutir cómo se le pagaría sus honorarios, ni quién ni cómo se le contactó. Lo que interesaría saber es cómo se cumplirían sus estrategias, toda vez que lo hecho y conocido por Giuliani, no sólo en la ciudad de los rascacielos, sino posteriormente en Colombia, Brasil, Ucrania y México (donde no funcionó), fue poner en práctica lo que él llamó “Tolerancia Cero”. Un programa basado, prácticamente, en la criminalización de la miseria, y con una gran inversión. Si bien se redujo la criminalidad en la ciudad, junto a una severa e incruenta aplicación, el método fue calificado por la prensa americana como hitleriana, a tal punto que influyó en su campaña como candidato a la presidencia de los EE.UU. La historia casi olvidada del haitiano Abner Louima, ocurrida el 09 de agosto de 1997, puede corroborarlo (el lector puede leerlo en  http://revcom.us/a/v24/1148-1150/1150/louima_s.htm ).

Giuliani y Hitler          
Foto: Ati.es

Asimismo, lo hacemos porque tenemos algunas inquietudes sobre sus antecedentes. Aunque Giuliani ganó fama en las postrimerías de su gestión como alcalde de Nueva York (1994-2001), por su participación activa en los sucesos del 11 de Setiembre de 2001 (Las Torres Gemelas), al punto que se le designó como el “Alcalde de las Américas”, sus aspiraciones políticas fracasaron en los intentos por ser candidato a la presidencia de los Estados Unidos en el 2008 (con pretensión aún, en el 2012), motivo por el cual pasó a integrar el grupo de los Lame Duck (pato cojo, denominación política en USA, a los políticos salientes o fracasados).

Giuliani candidato presindencial
En toda aplicación de una estrategia es importante tener en cuenta la realidad social existente y una absoluta y/o relativa aplicabilidad de la normatividad vigente, por hablar sólo de dos variables sociológicas. Ello, nos lleva entonces a preguntarnos sobre la posibilidad de su éxito en nuestro país, donde aparte de la miseria social y económica, el factor de la corrupción está enraizada en todos los niveles de nuestras instituciones, por lo tanto, en la sociedad misma.  También a preguntarnos si habría la suficiente capacidad para juzgar, cuanto menos arrestar y detener a los que delinquen - mientras fiscales y jueces determinen lo conveniente-, a todos quienes cometan delitos por más leves que éstos sean. No importando si se trata de  personajes políticos, banqueros, artistas, etc., principalmente los considerados de primer orden.

Por otro lado, porque también debe tenerse en cuenta que en los Estados Unidos, Rudolph Giuliani y el comisario interviniente de alguna estación de policía de Nueva York, tuvieron los instrumentos legales, el suficiente presupuesto, la voluntad, y sobre todo, encima, los ojos de una sociedad exigente y fiscalizadora como la americana. Es decir, las condiciones de un país donde la ley sí se cumple para todos, sin excepción. Y lo que no existe acá. Sino recordemos gráficamente algunos antecedentes que confirman nuestras afirmaciones:

Bill Gates (Estudiante)
Bill Gates 

El 29 de Abril de 1975, con 19 años, Bill Gates (hoy fundador de Microsoft) fue arrestado por el departamento de policía de Albuquerque (arresto número 52090). Los cargos eran conducir a más de la velocidad permitida y carecer del carnet de conducir. Fue el primero de una serie de tres arrestos que tuvo en los años setenta por la policía de Albuquerque, Nuevo México.

Michael Jackson (Cantante)

Miachael Jackson
 
Ni es una careta, ni una caricatura... Es el rostro de Jacko retratado por los agentes de seguridad en 2003. Un juez ordenó su detención por el famoso caso de los supuestos abusos a menores. El Rey del Pop se libró de la cárcel ya que logró firmar acuerdos multimillonarios con las partes.

Hugh Grant (Actor)

Hugh Grant
 
Todo un clásico de las fichas policiales. El actor fue sorprendido en 1997 en las calles de Hollywood mientras se encontraba en mitad de una faena con una prostituta, Divine Brown que es así como se llamaba la profesional.

Jane Fonda (Actriz)

Jane Fonda
 
Así de exaltada vemos a la estrella en su ficha policial, fechada en 1970. Aunque el arresto pudo haberse producido por su activismo contra la Guerra de Vietnam, lo cierto es que todo fue algo más ridículo. Un agente de seguridad la llevó a comisaría por unas misteriosas pastillas.

Russell Crowe (Actor)

Russell Crowe
 
El actor neozelandés Russell Crowe fue detenido y esposado en Nueva York, en junio del 2005, por herir al empleado de un hotel. El intérprete arrojó un teléfono contra el trabajador. Compareció ante un tribunal de Manhattan, que lo procesó por asalto en segundo grado, un delito que acarrea un máximo de un año de cárcel.

Mike Tyson (Deportista)

Mike Tyson

2006 – Detenido por conducir después de beber alcohol y por posesión de drogas.

 Jack T. Camp (Juez)
Jack T. Camp
 
Oct-2010. El juez Jack T. Camp protagonizó un escándalo en la magistratura estadounidense. A los 67 años, saltó a la actualidad estadounidense tras hacerse público que fue detenido por consumo de drogas y posesión de armas de fuego.  Compareció ante un tribunal en la ciudad de Atlanta (Georgia) donde fue encausado, según la acusación presentada por la Oficina Federal de Investigaciones (FBI), por la compra de cocaína, marihuana y analgésicos bajo receta que compartió con una bailarina.

Dominique Strauss-Kahn (Político)

Dominique Strauss-Kahn
15 de Mayo de 2011. El director general del Fondo Monetario Internacional (FMI), el dirigente socialista francés Dominique Strauss-Kahn, fue detenido en el aeropuerto John F. Kennedy de Nueva York, tras ser acusado de agresión sexual por parte de una camarera del Hotel Sofitel de Manhattan donde se alojó los últimos días. El veterano político fue obligado por inspectores de policía a salir de un avión con destino a París minutos antes de su despegue.

Estos testimonios gráficos son una prueba fehaciente de que las leyes están para cumplirse. No importa quién haya sido el que lo incumplió. Aquí las “varas”, sencillamente no funcionan. Los “recomendados”, los de “apellidos”, los “conocidos”, “los pudientes”, los “blanquitos”, etc., son tan iguales como los que no lo son. Por supuesto que no se trata de su aplicación con el abuso o el maltrato. Pero, en nuestro país los casos emblemáticos los tenemos cada día a tal punto que ya no llaman la atención, y lo que es más, nos faltarían hojas para publicarlos.
Considerando, entonces, las variables sociológicas y los factores sociales, económicos y culturales del país, los cuales juegan un papel importante, ¿Podría el señor Rudolph Giuliani, o cualquier otro que venga de fuera, lograr erradicar la delincuencia, la drogadicción, el crimen, en tanto no se aplique una estrategia hitleriana?

No lo creemos, pero la inquietud queda. Pero de lo que sí debemos estar seguro es  que el día que la población peruana sea testigo de una severa aplicación de la ley, de una justicia proba y oportuna, ese día recuperará la confianza en sus instituciones tutelares. Caso contrario, sólo quedarán como simples ensayos, en este caso, como simples propuestas políticas,  cuyo propósito, son otros, muy lejos de la verdad y de los objetivos de su propuesta.

 

copyright © La piedra en el zapato - 2011

Todos los derechos reservados La piedra en el zapato.